¿Qué considerar en proyectos de decoración de jardines pequeños?

El diseño de áreas (interiores y exteriores) es básico para crear atmósferas equilibradas con los espacios adecuados para brindar confort a quien las ocupe, y en la decoración de jardines pequeños no hay excepción; actualmente existen muchas ideas para transformar a los jardines en áreas espectaculares.

Como profesional ya sabrás que para diseñar un espacio es necesario primero conocer el lugar para luego planificar cada uno de los detalles que conformarán la decoración, por eso, ahora te diremos qué considerar en proyectos de decoración de jardines pequeños si es que tienes uno en puerta o más adelante se te llega a presentar; estamos seguros que estos consejos te ayudarán a crear atmósferas que equilibrarán los elementos naturales con el entorno del lugar que vas a decorar.

 

Juega con la profundidad

 

La profundidad es uno de los elementos básicos a considerar dentro del paisajismo de jardines pequeños. Conviértela en tu mejor aliada aprovechándola al máximo para crear espacios funcionales y estéticos.

Ya sea que se trate de un proyecto residencial o de uno empresarial, en el caso de la decoración de jardines pequeños, lo más recomendable es que hagas un diseño que se vea más ancho desde el interior de la construcción e ir estrechando conforme se avance hacia el final del diseño.

Para lograr una apariencia más ancha, tendrás que incluir en tu diseño líneas horizontales muy marcadas; esto aparentará mayor anchura a la que realmente tiene el jardín. Esta esta técnica te ayudará a transmitir una sensación de mayor profundidad y con ello, de mayor tamaño.

Te puede interesar: 6 Tips para organizar un buen proyecto de jardines exteriores

Combina plantas

Por muy pequeño que sea un jardín, siempre hay manera de convertirlo en un lugar agradable, y, aunque no es muy recomendable integrar césped en la decoración de patios pequeños porque la intensidad del color verde reduce de inmediato las dimensiones, puedes romper esta regla utilizándolo en zonas muy específicas, donde no se perjudique la estética ni se reduzcan significativamente los espacios.

Por eso, una de las ideas para jardines pequeños más efectivas es combinar plantas naturales y artificiales de diferentes tamaños y floraciones; las líneas curvas y la frondosidad evitarán que el jardín transmita una sensación de ahogo y lograrás un diseño dinámico y con movimiento.

Solo recuerda cuidar el tamaño de las plantas, pues aunque la idea es combinar diferentes tamaños, debes cuidar que cada elemento que integres sea proporcional a las dimensiones del lugar que vas a decorar.

En esta parte también debes tomar en cuenta los colores, procura mezclar flores como narcisos, margaritas, claveles o madreselvas en tonalidades suaves como beige, perla, blanco o incluso amarillo, ya que los colores claros reflejan más la luz que las tonalidades verdes y te ayudarán a dar una sensación óptica de mayor espacialidad.

 

Crea distintas zonas

 

No importa que sean muy pequeñas, definir una zona de descanso, de lectura, de relajación o de juego, dará al espacio mayor sensación de conjunto que si dejaras una zona unificada o diáfana; de no hacerlo, se puede perder la percepción real de espacio y reducirlo, en lugar de ampliarlo.

Bastará con que sepas bien cómo delimitarlas y qué tamaño debe tener cada una para obtener un resultado único en tu diseño de jardines pequeños.

Te puede interesar: 5 Consejos para hacer felices a tus clientes de Diseño de Interiores 

Coloca los muebles adecuados

 

El mobiliario también es importante; no porque se trate de un jardín pequeño, el integrar muebles de exterior se vuelve imposible. El mobiliario que debes considerar debe ser sencillo y funcional, y claro, siempre toma en cuenta también las dimensiones del espacio para que los elementos sean proporcionales a éste.

Evita saturar el jardín, pues recuerda que dispones de poco espacio. Probablemente no puedas colocar un comedor pero dos sillas y una pequeña mesa de centro lucirán mejor y serán suficientes para tener una zona para que, quienes decidan pasar tiempo ahí, no se sientan en un entorno amontonado; colocar muchos muebles o muy ostentosos dará la apariencia de desorden. 

Te puede interesar: ¿Cómo integrar muebles de exterior a tu proyecto de decoración?

Emplea objetos decorativos

 

Este es otro aspecto que debes cuidar, ya que lo mejor será que coloques pocos y de un tamaño adecuado al espacio con el que cuentas, de modo que no tienen que ser ni muy grandes ni muy pequeños.

Recuerda que estos elementos deben seguir el estilo del resto de la decoración para crear un diseño integral. Por ejemplo, en un jardín zen, lo más adecuado será colocar adornos orientales; en un jardín silvestre, lo mejor será que optes por elementos rústicos.

Otra excelente opción, podría ser recubrir una pared con un muro vertical. Lo más recomendable es que coloques un muro con follaje artificial, uno de los elementos decorativos más convenientes para la decoración de jardines exteriores.

Te puede interesar: Follaje artificial vs natural, ¿cuál utilizar en el diseño de exteriores? 

Además de darle un toque estético al espacio exterior, el follaje artificial tiene otras ventajas como:

  • Requiere poco mantenimiento
  • Aísla el ruido
  • Hay variedad de hojas

Su diversidad de diseños te permitirá explotar tu creatividad al máximo y combinar varias  ideas para integrar follaje artificial a tus proyectos de decoración de jardines pequeños o solo utilizar una, todo dependerá del resto del diseño que estés creando.

 

Integra elementos sonoros

Dependiendo de las áreas que hayas creado en el jardín, serán los elementos sonoros que integrarás a tu diseño. Estos elementos serán pieza clave para crear un espacio de relajación, sobre todo si se trata del diseño de jardines para casa.

Puedes colocar una pequeña fuente de pared, plantas sonoras como el bambú y si es que hay árboles en el jardín o las plantas que hay se prestan para hacerlo, puedes colgar campanillas en ellos. Estos elementos sonoros transmitirán una sensación de espacialidad y calma a quienes ocupen el jardín a través del oído.

 

Utiliza colores claros

 

Antes de colocar los objetos decorativos adecuados, no olvides tomar en cuenta qué color queda mejor con el espacio que estás diseñando. Un dato esencial que debes saber es que nunca se pintarán las paredes de colores agresivos, al contrario, debes elegir tonos neutros como el marfil, algodón, blanco y sus derivados.

Estos colores darán más luz al jardín y, por lo tanto, aparentará ser un espacio más amplio de lo que es en realidad. No temas en utilizar estos tonos en tus diseños, ya que funcionará en jardines pequeños en casa y en otros ambientes.

Te puede interesar: 5 Paletas de color para decorar jardines

Tú como experto en la materia, sabes que la decoración de jardines exteriores ha ganado relevancia por todas las ventajas que brindan estos espacios exteriores y por todas las posibilidades que el diseño te brinda para crear atmósferas funcionales y estéticas.

Ahora que ya sabes cómo decorar un jardín pequeño todo está en tus manos, la planificación y creatividad serán tus mejores aliados para lograr que tus próximos proyectos de decoración de jardines pequeños complazcan y mejor aún, superen las expectativas de tus clientes.

Nuevo llamado a la acción

Déjanos tus comentarios

Si te gustó nuestro artículo escríbenos

Artículos relacionados